¿Por qué las nutrias marinas siempre levantan sus patas?

Ternura involuntaria explicada

Las nutrias marinas tienen una forma de ser completamente adorables sin querer serlo. Uno de esos comportamientos es la forma en que flotan sobre sus espaldas cuando descansan, y se llevan las patas delanteras a la cara. Si bien puede parecer una pose sacada directamente de una caricatura, en realidad hay una razón de supervivencia para ello.

Las nutrias marinas tienen hasta 1 millón de pelos por pulgada cuadrada en sus cuerpos. Es el pelaje más denso de cualquier mamífero en el mundo. ¡En comparación, un humano solo tiene alrededor de 100, 000 pelos en toda su cabeza! El grueso pelaje de una nutria marina hace un trabajo fenomenal al mantener el agua lejos de la piel para que el animal pueda mantenerse caliente incluso en las frías aguas de Alaska. Sin embargo, no todas las partes del cuerpo de una nutria marina tienen un pelaje tan denso, como las patas casi sin pelaje. Para conservar el calor, las nutrias marinas mantienen la mayor parte de su cuerpo lo más seco posible, y esto incluye mantener sus patas sensibles fuera del agua tanto como sea posible. Incluso cuando una nutria marina descansando en la superficie se voltea sobre su vientre, mantendrá esas patas delanteras hacia arriba para mantenerlas fuera del agua fría.

Por lo tanto, esas pequeñas posiciones de descanso son realmente una nutria marina que se mantiene caliente. No es que saber esto los haga menos adorables.

    Artículos Relacionados